Acercar la ciencia al desarrollo mediante noticias y análisis

  • Unificar estudio de tierras áridas podría frenar crisis

Shares

[BARILOCHE, ARGENTINA] Los científicos deben acordar urgentemente criterios universales para monitorear y evaluar la degradación de los suelos alrededor del mundo, según afirma un informe.

La investigación en ese campo falla en mostrar a los tomadores de decisión la mejor manera de combatir la degradación del suelo, de acuerdo con el documento preparado para una conferencia científica realizada en apoyo a la novena Conferencia de las Partes de la Convención de Naciones Unidas de Lucha contra la Desertificación (UNCCD, por sus siglas en inglés), que comenzó la semana pasada (21 de septiembre) en Buenos Aires.

La inminente convergencia de la desertificación, el cambio climático y las crisis de los alimentos, la biodiversidad y la población está creando una “tormenta perfecta”, dijo William Dar, director general del Instituto Internacional de Investigación de Cultivos para las Zonas Tropicales Semiáridas, (ICRISAT) y director de la conferencia científica.

Casi el 20 por ciento de las tierras áridas ha perdido capacidad productiva recientemente debido a la actividad humana y al cambio climático, informa el documento. Las tierras áridas representan más del 40 por ciento de la superficie global de suelos y allí habita el 35 por ciento de la población mundial.

Dar anunció que la conferencia científica ha formulado varias recomendaciones para monitorear y evaluar la desertificación, la degradación del suelo y la sequía (DLDD), incluyendo el establecimiento de un mecanismo de asesoramiento científico interdisciplinario para los políticos.

El documento informa que la mayoría de los proyectos de investigación evalúa sólo la degradación sin identificar tendencias de la DLDD. Los políticos podrían realizar más actividades si viesen el potencial impacto de la falta de acción, informan los autores.

María Laura Corso, coordinadora científica de la delegación argentina en la conferencia científica, dijo a SciDev.Net que existen varias tecnologías disponibles para evaluar la degradación del suelo, tales como el análisis de sus componentes, las muestras de vegetación y el monitoreo satelital.

“Pero faltan criterios comunes para poder comparar resultados”, dijo y agregó que las investigaciones suelen fallar en buscar soluciones para la DLDD.

Corso es la coordinadora técnica en la Argentina de un proyecto internacional, llamado “Evaluación de la Degradación de Tierras en Zonas Áridas” (LADA), en el que investigadores de la Argentina, China, Cuba, Senegal, Sudáfrica y Túnez han realizado pruebas en común para evaluar la DLDD desde 2006. Uno de sus resultados ha sido un mapa global de degradación del suelo.

Enlace al documento en inglés

Republicar
Sin costo alguno, usted o su medio pueden publicar este artículo en línea o de manera impresa, gracias a nuestra Licencia de Atribución de Creative Commons. Lo animamos a hacerlo siguiendo estas sencillas instrucciones:
  1. Dar el crédito a los autores.
  2. Dar el crédito a SciDev.Net y si le es posible incluir nuestro logo y un enlace al final que lleve al artículo original.
  3. Puede también publicar las primeras líneas del artículo y luego añadir: "Lea el artículo completo en SciDev.Net" e incluir un enlace al artículo original.
  4. Si además quiere tomar las imágenes que publicamos en esta historia, deberá confirmar con la fuente original si le permite hacerlo.
  5. El modo más fácil de publicar este artículo en su sitio es usando el código que incluimos a continuación.
Para mayor información revise nuestras instrucciones de reproducción y la página de medios.