Acercar la ciencia al desarrollo mediante noticias y análisis

  • Los glaciares del Perú 'retroceden rápidamente'

Shares

[LIMA] El deshielo de los glaciares, inducido por el cambio climático, ha ocasionado que los nevados del norte del Perú pierdan el 26 por ciento de su superficie en los últimos 33 años, según lo confirman imágenes por satélite.

La reducción equivale a 188 kilómetros cuadrados de la Cordillera Blanca, la cadena montañosa tropical más alta del mundo, hogar de más de 700 nevados, incluido el Huascarán, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Marcos Zapata, jefe de la unidad de glaciología del Instituto Nacional de Recursos Naturales (INRENA), señaló que los nevados se están derritiendo a razón de 20 metros por año. Comparativamente, hasta 1977, el derretimiento era de nueve metros anuales.

Zapata fue uno de los ponentes del Ciclo de Conferencias sobre Investigaciones de Glaciares en el Perú, organizado por INRENA en Lima a mediados de mes (18 de julio).

“Actualmente, debido al deshielo de los glaciares hay un incremento relativo del agua en ríos y lagunas”, dijo a SciDev.Net Nelson Santillán, investigador de la unidad de glaciología del INRENA.

Santillán advierte que si bien esto no tiene actualmente efectos negativos, se debe alertar a la población sobre la correlación de este fenómeno con el incremento del deshielo de los glaciares y la previsible falta de agua en
el futuro, cuando el derretimiento sea total. INRENA estima que esto podría ocurrir alrededor del año 2020.

Las consecuencias serían serias, debido a que los habitantes y las áreas de cultivo cerca de los glaciares están creciendo a tasas más altas que hace tres o cuatro décadas, indicó Santillán.

Diversos especialistas han sugerido que el ecosistema de páramos de los Andes del norte podría ser una
fuente alternativa de agua para las comunidades locales cuando los glaciares desaparezcan. Este sistema retiene y absorbe agua en áreas denominadas “humedales”.

“Los páramos podrían actuar como una gran esponja para contener (el exceso de agua) el derretimiento de los glaciares”, afirma Jorge Recharte, director del Programa Andino del Instituto de Montañas en el Perú. “Si son adecuadamente manejados podrían ser una alternativa (de fuente de agua)”.

Un estudio realizado por Recharte en 2002 indicaba que los páramos son una fuente de agua potable para trece millones de personas que viven en la costa.

“Dada la dificultad de poder controlar el deshielo de los glaciares, es definitivamente importante trabajar en la conservación de pastizales y bosques de altura ubicados en las cuencas altas de los Andes para mantener la disponibilidad de agua en los años venideros”, escribió.

Republicar
Sin costo alguno, usted o su medio pueden publicar este artículo en línea o de manera impresa, gracias a nuestra Licencia de Atribución de Creative Commons. Lo animamos a hacerlo siguiendo estas sencillas instrucciones:
  1. Dar el crédito a los autores.
  2. Dar el crédito a SciDev.Net y si le es posible incluir nuestro logo y un enlace al final que lleve al artículo original.
  3. Puede también publicar las primeras líneas del artículo y luego añadir: "Lea el artículo completo en SciDev.Net" e incluir un enlace al artículo original.
  4. Si además quiere tomar las imágenes que publicamos en esta historia, deberá confirmar con la fuente original si le permite hacerlo.
  5. El modo más fácil de publicar este artículo en su sitio es usando el código que incluimos a continuación.
Para mayor información revise nuestras instrucciones de reproducción y la página de medios.