Acercar la ciencia al desarrollo mediante noticias y análisis

  • Drogas genéricas: las lecciones de Brasil y Tailandia

Shares

[SYDNEY] Los países en desarrollo pueden aprender de la experiencia de Brasil y Tailandia cuando se trata de mantener el acceso a drogas contra el VIH/SIDA, dijo Médicos sin Fronteras.

El organismo médico internacional de beneficencia publicó un informe en la edición de julio de 2007 de la revista AIDS, en el cual los autores establecen que la experiencia de Tailandia y Brasil es un claro mensaje de que "la fabricación de genéricos vale la pena", pero que los gobiernos necesitan apoyo de una sociedad civil informada cuando anteponen la salud al comercio.

El informe fue divulgado esta semana (23 de julio) en la conferencia internacional sobre VIH que se realiza en Sydney.

 Brasil y Tailandia están entre los pocos países en desarrollo que proporcionan acceso universal a los medicamentos contra el VIH a su población infectada. Sin embargo, como ambos han sido clasificados como países de ingresos medios, no tienen acceso a los precios más bajos que se ofrecen a naciones menos desarrolladas, y los antirretrovirales siguen siendo inaccesibles.

Los autores del informe dicen que Brasil y Tailandia no lograron asegurar precios aceptables en su negociación con las compañías farmacéuticas. Al atenerse a las negociaciones, Brasil pagaba cuatro veces más por algunas drogas en comparación con los precios disponibles en otras partes, mientras que Tailandia fracasó en sus negociaciones por bajar el precio de las drogas hasta el nivel que consideraban asequible.

A principios de este año ambos países emitieron licencias obligatorias para drogas antirretrovirales, rompiendo sus patentes (ver Brasil rompe patente de droga contra el SIDA y Drug licences all for the poor, says Thai minister)

La decisión de Tailandia de emitir una patente obligatoria para dos drogas contra el VIH –lopinavir y ritonavir- provocó presiones de la industria y del gobierno de los Estados Unidos, y el rechazo de Abbott, fabricante de las drogas, para vender a Tailandia una nueva medicina contra el VIH (Aluvia).

Pero la acción de Tailandia tuvo repercusiones positivas para otros países en desarrollo, dice el informe. Ésta motivó a Brasil a actuar de la misma forma y forzó a Abbott a bajar el precio en más de 40 países.

El reporte dice que India, otro país en desarrollo con una fuerte industria local de drogas pero un débil programa nacional de control del SIDA, enfrenta desafíos similares. Por el momento, no es claro si India ejercerá el derecho de emitir licencias obligatorias, y cuán efectivas éstas serían. 

Michel Sidibe, vicedirector ejecutivo de programas de ONUSIDA, el programa conjunto de Naciones Unidas sobre VIH/SIDA, dijo a SciDev.Net que fue importante para los gobiernos y las compañías farmacéuticas encontrar una forma de financiar la investigación y desarrollo para hacer estas drogas accesibles y de bajo costo. El acceso a los tratamientos contra el VIH todavía escasea en el mundo en desarrollo, destacó. 

"Tenemos que ser muy realistas, porque estamos alcanzando un nivel de madurez de la epidemia de VIH/SIDA a nivel mundial", dijo Sidibe.

Enlace al resumen del informe en 'AIDS'

Reference: AIDS 21, S21 (2007)

Republicar
Sin costo alguno, usted o su medio pueden publicar este artículo en línea o de manera impresa, gracias a nuestra Licencia de Atribución de Creative Commons. Lo animamos a hacerlo siguiendo estas sencillas instrucciones:
  1. Dar el crédito a los autores.
  2. Dar el crédito a SciDev.Net y si le es posible incluir nuestro logo y un enlace al final que lleve al artículo original.
  3. Puede también publicar las primeras líneas del artículo y luego añadir: "Lea el artículo completo en SciDev.Net" e incluir un enlace al artículo original.
  4. Si además quiere tomar las imágenes que publicamos en esta historia, deberá confirmar con la fuente original si le permite hacerlo.
  5. El modo más fácil de publicar este artículo en su sitio es usando el código que incluimos a continuación.
Para mayor información revise nuestras instrucciones de reproducción y la página de medios.