Acercar la ciencia al desarrollo mediante noticias y análisis

  • Anticuerpos traicioneros facilitan infección del dengue

Shares

Un misterio que por largo tiempo ha rodeado al creciente flagelo del dengue — por qué es mucho más peligroso infectarse por segunda vez — ha sido resuelto por científicos.

El dengue es una enfermedad potencialmente fatal transmitida por un mosquito y cuya incidencia ha ido en alza, amenazando a dos tercios de la población mundial, principalmente en los trópicos y subtrópicos, según la OMS.

El riesgo de desarrollar dengue hemorrágico, complicación que puede causar la muerte, es más alto durante una segunda infección, un problema que ha complicado los esfuerzos por desarrollar una vacuna. Pero hasta ahora la razón de este fenómeno no tenía explicación.

Ahora, científicos que trabajaban para resolver este misterio han descubierto que ciertos anticuerpos producidos por el sistema inmune para luchar contra el virus del dengue no protegen contra una nueva infección. Al contrario, estos ayudan al virus a infectar el cuerpo, causando severos problemas de salud, señalan los científicos.

El hallazgo podría ayudar a desarrollar una vacuna efectiva y segura, pues proporciona “alguna información clave sobre lo que es y lo que no es probable que funcione cuando se intenta combatir el virus del dengue”, dicen los investigadores británicos y tailandeses que publicaron sus resultados en Science (7 de mayo).

Tras analizar muestras de sangre donadas por voluntarios infectados, los investigadores identificaron anticuerpos que sus sistemas inmunes habían producido contra ciertos segmentos del virus del dengue. Se trata de anticuerpos contra la proteína precursora de la membrana (prM), los que de forma inesperada fomentaron la replicación del virus del dengue durante una segunda infección.

Los anticuerpos reconocen distintas cepas del virus, pero no son lo suficientemente específicos como para prevenir la infección y, de hecho, ayudan al virus a entrar en la célula huésped, donde se replican y causan una exacerbación de la infección.

A la fecha no existe una vacuna contra el dengue, pero hay varias candidatas en estudio clínico (ver Vacunas contra el dengue: progresos y desafíos).

Dado que la mayoría de las vacunas desencadena una respuesta de anticuerpos contra la  prM, el nuevo hallazgo hace pensar que las vacunas podrían predisponer a las personas a desarrollar dengue hemorrágico.

“La mayoría de las vacunas candidatas que llevan la delantera contienen secuencias tanto de prM del dengue como de envoltura [la cubierta proteica de muchos virus]”, dijo a SciDev.Net Gavin Screaton, director de medicina del Imperial College London, en Gran Bretaña, y coautor del estudio. 

“Los anticuerpos para prM pueden ser dañinos, por lo que en una vacuna ideal se intentaría minimizarlos mientras sí se estimulan los anticuerpos contra la envoltura, lo que probablemente entregue más protección”, agregó.

Sarah Rowland-Jones, inmunóloga del Instituto Weatherall de Medicina Molecular de la Universidad de Oxford, en Gran Bretaña, describió el estudio como “excitante”.  

“Este es un hallazgo muy importante, que ayuda a resolver la controversia sobre por qué es mucho más probable que los casos severos ocurran cuando las personas se han infectado previamente por una cepa diferente del virus del dengue, y proporcionará una clara indicación del tipo de respuesta inmune que se debiera evitar en las vacunas contra el virus del dengue”, dijo a SciDev.Net.

Enlace al estudio completo en Science

Referencias

Science 328, 745-748 (2010)

Republicar
Sin costo alguno, usted o su medio pueden publicar este artículo en línea o de manera impresa, gracias a nuestra Licencia de Atribución de Creative Commons. Lo animamos a hacerlo siguiendo estas sencillas instrucciones:
  1. Dar el crédito a los autores.
  2. Dar el crédito a SciDev.Net y si le es posible incluir nuestro logo y un enlace al final que lleve al artículo original.
  3. Puede también publicar las primeras líneas del artículo y luego añadir: "Lea el artículo completo en SciDev.Net" e incluir un enlace al artículo original.
  4. Si además quiere tomar las imágenes que publicamos en esta historia, deberá confirmar con la fuente original si le permite hacerlo.
  5. El modo más fácil de publicar este artículo en su sitio es usando el código que incluimos a continuación.
Para mayor información revise nuestras instrucciones de reproducción y la página de medios.