Acercar la ciencia al desarrollo mediante noticias y análisis

  • Productos naturales financian biodiversidad

Shares

[SAN JOSE] Un programa impulsado en Costa Rica para incentivar el procesamiento tecnológico de plantas medicinales retribuyó recientemente sus primeros frutos económicos para la conservación de la biodiversidad costarricense.

La empresa farmacéutica costarricense Laboratorios Lisan S. A. entregó al Sistema Nacional de Áreas de Conservación (SINAC) y al Instituto Nacional de Biodiversidad (INBio) las primeras regalías generadas por la venta de su producto Q-assia, unas pastillas para el tratamiento de problemas digestivos, producidas a partir del árbol Quassia amara, conocido popularmente como 'hombre grande"'

"Aunque se trata de un monto pequeño (cerca de US$500) por ser un producto lanzado recientemente, resulta muy significativo pues es la primera vez que recibimos regalías provenientes del uso sostenible e inteligente de la biodiversidad", señaló en un comunicado Ana Lorena Guevara, coordinadora de la Unidad de Bioprospección del INBio.

El procesamiento científico del extracto de ese árbol se realizó en el marco de un programa desarrollado por el INBio y el Fondo Multilateral de Inversiones del Banco Interamericano de Desarrollo. La iniciativa benefició a seis pequeñas y medianas empresas costarricenses, a las cuales se les otorgó apoyo económico para el desarrollo de productos novedosos a partir de la biodiversidad nacional.

"Uno de los intereses principales del proyecto es proteger la biodiversidad y retribuir con recursos económicos para su conservación," comentó a SciDev.Net Poett Ryan, directora de Lisanatura, la división de productos naturales de Laboratorios Lisan S. A. "Dentro de nuestras expectativas a futuro pretendemos hacer también una retribución social a las zonas de donde se extrajo la materia prima para elaborar estos productos".

Adelantó que, en los próximos dos años, planean el lanzamiento de productos fabricados con otras 5 plantas autóctonas de Costa Rica. "Es una filosofía integral del manejo de los recursos, utilizando materias primas que se hayan cultivado en el país, procesarlas hasta obtener el producto final, y hacer la retribución social," añadió.

Laboratorios Lisan S.A. participó en el programa con una línea de productos obtenidos a partir de extractos estandarizados de plantas medicinales de uso popular. En agosto del 2004, lanzó el primero: las tabletas Q-assia que, gracias a su recubrimiento, no tienen sabor amargo.

Del total de regalías entregado, el 50 por ciento se entregó al SINAC para apoyar la conservación de las áreas protegidas del país y el resto al INBio para que continúe generando información sobre la biodiversidad, su conservación y usos sostenibles.

Republicar
Sin costo alguno, usted o su medio pueden publicar este artículo en línea o de manera impresa, gracias a nuestra Licencia de Atribución de Creative Commons. Lo animamos a hacerlo siguiendo estas sencillas instrucciones:
  1. Dar el crédito a los autores.
  2. Dar el crédito a SciDev.Net y si le es posible incluir nuestro logo y un enlace al final que lleve al artículo original.
  3. Puede también publicar las primeras líneas del artículo y luego añadir: "Lea el artículo completo en SciDev.Net" e incluir un enlace al artículo original.
  4. Si además quiere tomar las imágenes que publicamos en esta historia, deberá confirmar con la fuente original si le permite hacerlo.
  5. El modo más fácil de publicar este artículo en su sitio es usando el código que incluimos a continuación.
Para mayor información revise nuestras instrucciones de reproducción y la página de medios.